sábado, 4 de agosto de 2012

ACCIDENTES EN EL HOGAR


Cuando las noticias nos muestran algún accidente…pensamos que eso le pasa a otros y  que estamos lejos para que ese evento nos suceda  a nosotros…cuan equivocados  estamos…puede estar  más cerca de lo que imaginamos…
La Organización Mundial de la Salud (OMS) define un accidente como “un suceso no premeditado cuyo resultado es un daño corporal identificable”.
El hogar es el sitio que ofrece mayor seguridad y tranquilidad a las personas. Sin embargo, en ocasiones, puede suponer cierto peligro. Tanto las personas adultas como los niños pueden tener accidentes en el hogar por curiosidad, negligencia o desconocimiento. Los integrantes de la familia que sufren accidentes con mayor frecuencia son:
  • Los niños menores de 5 años.
  • Los ancianos mayores de 65 años.
  • Las  amas de casa: las mujeres, sobre todo las mayores de 45 años, son uno de los grupos de población que más lesiones sufren dentro del hogar. 
 Los principales lugares  donde se producen los accidentes en el hogar son, por este orden:      la cocina, el  baño, el dormitorio, el comedor  y el jardín.
Los principales accidentes que se producen dentro de casa son:
  • Caídas principalmente en el baño y escaleras.
  • Golpes contra hojas de ventana y puertas abiertas.
  • Heridas producto de objetos cortantes y punzantes.
  • Intoxicaciones por alimentos en mal estado o ingestión equivocada de medicamentos.
  • Asfixias por ausencia de oxígeno en el ambiente o por inmersión.
  • Quemaduras por volcamiento de objetos con líquidos calientes o fuego.
  • Introducción de cuerpos extraños al organismo como bolitas, semillas y otros, en oídos y nariz.
  • Shock eléctrico por instalaciones en mal estado, trabajo sobre pisos húmedos y similares.
  • Incendio por inflamación de la caja de fósforos o el paño de cocina.


El estudio sobre "accidentabilidad en el hogar", que encargó la empresa Help ; demostró que pese a que los adultos declaran conocer las zonas peligrosas de la casa, más de 76% de los encuestados no coloca barreras en piscinas, el 68,2% no usa protección para estufas y un 84,3% informa que al menos de vez en cuando, ocupa los quemadores  delanteros de sus cocinas. En la preparación de la comida, las mujeres sufren el 75,1% de los accidentes y el 85,5%, si se trata de labores de limpieza del hogar. Los hombres, por su parte, son mayoritariamente los más accidentados cuando las actividades tienen algo que ver con la carpintería o la jardinería.
Ventanales sin protección, productos químicos tóxicos envasados en botellas de bebida, cuchillos a la vista o enchufes en mal estado son algunos de los potenciales peligros que acechan en la casa. En general los chilenos reaccionamos después que ocurren los hechos y ya no hay nada que hacer. En ese momento arreglamos el enchufe, sacamos el cálifont del baño, instalamos un cubre piso o guardamos el cuchillo, pero deberíamos haber actuado antes para evitar las consecuencias.  No se tiene suficiente atención con los niños y las personas mayores, que son, además, las que cometen más irresponsabilidades, como subirse a lugares donde no llegan. Así se producen caídas, fracturas de cadera, y lesiones que para ellos, dadas su edad, son más graves. No olvidemos que los ancianos:
  • Pierden poco a poco la visión.
  • Pierden poco a poco su capacidad de equilibrio
  • No pueden sostener como antes objetos en sus manos con mucha seguridad.
  • Pierden poco a poco la memoria actual, por lo que avisos o alertas que deben recordar, serán olvidados.
La idea es aprender a identificar, evaluar, corregir y controlar el riesgo. Si tomamos en cuenta estos aspectos podremos ayudar a  no sufrir accidentes.
Cuidados generales para evitar accidentes en la cocina
  • No utilizar cualquier recipiente para el microondas, usar solo los adecuados. Podemos provocar una explosión.
  • Cerrar las llaves de paso del gas cuando se termina de cocinar y siempre antes de acostarse a ausentarse de la casa.
  • El tacho de la basura debe estar en algún lugar inaccesible para los niños, pueden intoxicarse o cortarse con su contenido.
  • La vajilla de loza o de cualquier material que se rompa y cuyas partes pueden ser cortantes, es mejor ubicarla en las zonas altas de los muebles, y dejar en las bajas aquellas de plástico y ollas.
  • Las bolsas de plástico nunca deben estar en algún cajón o lugar accesible para los más chicos, son  causas de asfixia.
  • Los niños pequeños no deben tener acceso al área donde está el fuego o líquidos hirvientes. Esto debe ser una norma de estricto cumplimiento.
  • Los mangos de la sartén y las ollas deben colocarse en dirección a la pared.
  • Limpiar inmediatamente cualquier líquido derramado en el suelo.
  • Guardar en lugar seguro todos los elementos cortantes y punzantes.
  • Comprobar la seguridad de enchufes y cables de los equipos electrodomésticos.
  • Recoger inmediatamente los vidrios rotos con los utensilios de limpieza, nunca con las manos.
  • Nunca echar agua sobre aceite hirviendo.
  • Mantener los venenos, líquidos de limpieza y desinfectantes en sus envases originales, debidamente rotulados y fuera del alcance de los niños.
·         No  dejar materiales combustibles cercanos a los quemadores encendidos, ni paños de cocina, delantales o cajas de fósforos.




Medidas preventivas para evitar accidentes en el baño

El baño es uno de los cuartos del hogar en donde uno pasa mucho tiempo, y se acude a él  varias veces al día; es aquí donde se producen los accidentes más graves. Todos se encuentran expuestos al riesgo de sufrir un accidente en el baño, pero son  los niños y adultos mayores son los de mayor complejidad.
Los accidentes, en su mayoría, son de origen eléctrico (ya que la combinación de agua y electricidad es peligrosa) y también los resbalones o caídas. Estos eventos  pueden ir de  pequeñas lesiones a secuelas irreversibles. Para proteger a los pequeños, es mejor colocar tapones de seguridad en los enchufes.
Prevenir  caídas colocando una alfombra antideslizante
Si hay personas mayores viviendo en casa instalar los pasamanos para que puedan moverse con mayor seguridad al mismo tiempo que no pierden su independencia.        
Se recomienda que las puertas del baño  puedan abrirse de ambos lados, es decir, desde adentro y desde afuera, para el caso de que la persona que se encuentre adentro necesite de auxilio, se pueda ingresar con rapidez.


 Prevención de accidentes en el Comedor.
  • El comedor puede parecernos un lugar libre de peligros, sin embargo, tenga cuidado al servir sopas o caldos calientes.
·         Antes de transportar líquidos calientes hay que tener en cuenta que no haya niños, animales o adultos que puedan interponerse inesperadamente en nuestro camino.
  • No permita a los niños pequeños manipular cuchillos ni a los mayores jugar con ellos en la mesa o en cualquier otro lugar.
  • Los cubiertos de los niños pequeños deben ser apropiados y mientras comen no deben descuidarse, hay que observarlos.


Prevención de accidentes en las Escaleras

Algunas de las causas más comunes que provocan los accidentes en las escaleras son los peldaños resbaladizos y la falta de iluminación.
Para prevenir los accidentes en las escaleras por causa de peldaños resbaladizos, podemos pintar los escalones, y luego, mientras la pintura sigue fresca, espolvorear con arena fina. De esta manera tendremos más agarre sobre el piso.
Otra alternativa es colocar bandas antideslizantes en los peldaños

Siempre debemos utilizar una instalación eléctrica que nos permita prender y apagar la luz de la escalera en cualquier extremo de la misma. Aún así, es recomendable mantener el sector de la escalera permanentemente iluminado. 
Acostumbrar a sus hijos que bajen las escaleras andando y tomados del pasamanos

Cómo evitar accidentes con la plancha

Así como es de útil para las tareas domésticas, así es  de peligrosa. Una plancha mal manejada o sin cuidado  puede provocar accidentes muy graves, sobre todo si de niños o de personas muy mayores se trata.
  • Nunca debe dejar una plancha caliente sola al alcance un niño. Si puede, mientras plancha, intente que los niños de la casa realicen alguna actividad alejada del espacio que Ud.  usa, ya sea jugar en el patio, ver tele en la otra sala, leer un cuento en la cama, etc.
  • Luego de terminar el trabajo y desenchufar la plancha, espere a que se enfríe para enrollar el cable alrededor de la misma. Si el cable toca la base de la plancha caliente, puede fundirse y quemarse.
  • Cuando necesite cargar el depósito de agua, nunca lo haga  mientras la plancha esté enchufada, aunque le tome más tiempo.
Otras medidas de prevención
·         Las barandillas de las terrazas o balcones deben tener una prevención contra niños traviesos.
·         Si la habitación de sus hijos tiene literas, coloque barras de seguridad fijas, evitara posibles caídas durante el sueño.
·         Para evitar los golpes en los pies descalzos cuando se acerca a la cama, compre camas con las patas metidas para adentro.
·         Si tiene hijos de distintas edades, enseñe al mayor que las piezas pequeñas para su hermano menor pueden ser muy peligrosas.
·         No transitar en la oscuridad ni descalzo.
·         En el caso de departamentos, jamás colocar las camas cerca de las ventanas y, si hay niños pequeños, hay que instalar mallas o rejas de protección.
·         Los medicamentos siempre deben guardarse lejos de los niños, en un mismo lugar.
·         Nunca hay que dejar cosas pesadas en repisas y tampoco paquetes atractivos para los niños, pues al querer alcanzarlos, podrían trepar y después caer.
·         Todas las superficies de tránsito y lugares de acceso deben permanecer libres de obstáculos; iluminar el lugar donde se ingresa y mantener el piso limpio y seco.



ESPERO QUE  LES SIRVA PARA EVITAR UN SUFRIMIENTO …

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada